Snoop Dogg, de fumarse un ‘superporro’ con Eminem en un escenario a dejar la marihuana | Gente

Nadie esperaba que uno de los mayores, y más famosos, defensores de la aprobación del consumo de mariguana pudiese dejar de fumar. Pero Snoop Dogg (Long Beach, California, 52 abriles), la hado del rap en Estados Unidos, lo ha hecho. Y así se ha encargado de anunciarlo él mismo este jueves. Lo ha comunicado con un escueto mensaje que ha compartido en sus redes sociales: “A posteriori de mucha consideración y conversación con mi clan, he decidido dejar de fumar”. Él mismo se paseaba por la felpudo roja de los MTV Music Awards, hace dos abriles, fumándose un porro con orgullo. Ahora el intérprete pide respeto y privacidad para que pueda exceder los meses de rehabilitación sin “tentativas”.

Fue a principios de año cuando se empezó a comentar que el intérprete podría acontecer iniciado un proceso de rehabilitación. “Ser antecesor me ha cambiado de muchas maneras”, contestaba durante una entrevista con el Daily Mail el pasado mes de marzo. “La forma principal es preocuparme por cómo vivo, cómo me muevo, el tipo de personas con las que estoy asociado, porque quiero ver a mis nietos envejecer. La única forma en que puedo hacerlo es tomando medidas de precaución en cuanto a cómo me muevo, con quién salgo, dónde salgo, mi consumo, qué estoy consumiendo”, afirmaba Snoop Dogg al diario anglosajón.

El mensaje en su Instagram, cuenta en la que acumula más de 82 millones de seguidores, y acompañado de una foto en blanco y adverso, ha desconcertado a una parte de su sabido. Son muchos los que no se terminan de creer que el cantante vaya a dejar de fumar. “Interiormente de dos días dirá que su cuenta fue pirateada”, dice un comentario. “Estoy esperando al modismo de los acontecimientos”, afirma otro de sus seguidores. En menos de 24 horas, su publicación acumula más de tres millones de Me Gusta y 135.000 comentarios. Así que se ha animado a transmitir otro post en el que, de nuevo, pide que se respete su privacidad.

XEM THÊM  ¿Es posible separar la obra del artista? Sí, no, a veces, nunca... un debate caliente que siempre abre un nuevo capítulo

Snoop Dogg acaparó titulares el año pasado. De nuevo, fumó públicamente en unos premios de música. Concretamente, en los MTV Video Music Awards, celebrados en Newark (Nueva Suéter), yuxtapuesto a su compañero y amigo Eminem, donde “viajó al metaverso” rapeando en el marco de la atavío mientras los dos se fumaban “un superporro”. Sentados en un sofá frente al sabido, empezaron a combinar grandes éxitos de los dos artistas como The Existente Slim Shady, o Doggfather. La diligencia fue fuertemente censurada por el equipo coordinador del evento.

A posteriori de todas estas anécdotas, se veía inverosímil que el músico pudiese murmurar de los bienes perjudiciales de la mariguana, hoy legalizada en algunos Estados de EE UU, como Nueva York o California. Pero, por primera vez, el pasado mes de marzo, lo reconocía: “Durante mucho tiempo se pensó que era relativamente inofensivo, pero estudios recientes han sugerido que el consumo de mariguana es más dañino de lo que se creía anteriormente”, afirmaba en su entrevista con Daily Mail. Aun así, en su anuncio no especifica si el hecho de acontecer dejado de fumar implica acontecer dejado el cannabis comestible.

Snoop Dogg siempre ha llevado por bandera la aprobación del consumo de mariguana. De hecho, pertenece a movimientos asociativos por su aprobación. Encima, tal y como señalan medios de comunicación como The Hollywood Reporter o CNN, él mismo es inversor en algunas empresas de cannabis comestible, o CBD. En 2015 lanzó su propia marca, Leafs by Snoop, que comercializa esta droga con diferentes sabores en recipientes que parecen un salto de colonia. Encima, según el diario financiero Expansión, es el cofundador de Casa Verde Caudal, un fondo cuyas inversiones en negocios relacionados con el cannabis han aprehendido los 200 millones de dólares. No solo era apasionado a la mariguana, poco que compartía con orgullo en sus redes, sino que incluso tenía contratadas a personas que liaban sus porros. Cuando él mismo reveló públicamente que la consumía, lo que positivamente sorprendió a sus seguidores fueron las cantidades. El rapero afirmó que consumía entre 70-150 cigarrillos al día, admitiendo así que pagaba entre 40.000 y 50.000 dólares al año (entre 36.000 y 46.000 euros), según Daily Mail.

XEM THÊM  El barrio porteño donde los niños y adolescentes tienen biblioteca propia

Xem thêm bài viết thuộc chuyên mục: Blog

By devteam